La Noche del Rey


Elvis Presley. Nacido Elvis Aaron Presley en Tupelo, Mississippi, un 8 de enero de 1935, aunque desde los 13 años hasta su muerte (una luctuosa noche de agosto de 1977 con tan solo 42 años) fijó su residencia en Memphis, Tennessee, desde donde empezó a hacer sus primeras incursiones en el mundo de la música , cuando en 1954 Sam Phillips de Sun Records le ofreció su primer contrato discográfico como forma de expandir la música afroamericana entre los blancos. De este modo, esa simbiosis perfecta entre las reminiscencias country del rockabilly y las raíces africanas del blues crearon un estilo único y genial del que Elvis fue, es y será el abanderado y más importante precursor: el Rock and Roll.
Con una inusual desfachatez, sus movimientos eléctricos de caderas, una imagen chulesca y altiva, con una planta y físico demoledores, una voz abrumadora , una banda de lujo ( entre los que se encontraban en sus inicios el guitarrista Scotty Moore y el bajista Bill Black) y unas canciones memorables y que marcaron época de la mano del mágico tándem Leiber-Stoller, Elvis tenía todos los ingredientes para triunfar, como así fue: aparte de ser el artista que más discos ha vendido, fue el rey del merchandising, de las subastas, de los imitadores, pero también de los escándalos, de los excesos, de los barbitúricos a granel…aunque nunca nada ni nadie podrá enturbiar toda su genialidad, no sólo como cantante, sino además como actor, como imagen pública (fue todo un acontecimiento su ingreso en el ejército), como icono cultural del siglo XX y como uno de los mejores intérpretes que haya dado la música (quizás flojeó más en la composición).
Podía ser eléctrico en sus inicios, con poderosos movimientos en frenéticos temas como Hound Dog, Jailhouse Rock, Blue Suede Shoes,  Burning Love o Viva Las Vegas ; romántico en increíbles baladas lentas como Are You Lonesome Tonight?, Love Me Tender, It’s Now or Never, Surrender, The Wonder of You o la grandiosa Can’t Help Falling in Love; medios tiempos intensos como Heartbreak Hotel, Don’t Be Cruel, Return to Sender, All Shook Up o Too Much; o apoteósico y épico en verdaderas epopeyas musicales como In The Ghetto, versiones como My Way, Always on My Mind, o la increíble Suspicious Minds.
Y es que Elvis, tanto en su juventud de guaperas con tupé y chupa de cuero como en su ocaso de obesidad, excesos y trajes de lentejuelas inmaculados, fue siempre el Rey, su carisma, su aura invisible pero indeleble, sus poses, su don para esto del show business, su chulería, fueron las piezas perfectas para el engranaje de un mito.
Basta ver cualquier actuación suya, hasta la más decadente, para darse cuenta que lo suyo no era normal, fue algo extraordinario y muy difícil de repetir.
Incluso tras el varapalo de su divorcio de Priscilla (posiblemente buscado por su promiscuidad y excesos), supo hallar dentro de su caída un apoyo en ese enorme talento que le salía por los poros, puro rock and Roll hasta las últimas consecuencias, teatral hasta la extenuación, mito enfundado en blanco y en 130 kilos de agonía. Hay quien afirma que aún está vivo… lo que está claro es que su recuerdo y su legado nunca morirán.
Por todo ello, hoy, Noche de reyes, este Post es para él, el Rey del país sonoro que más he visitado en mi vida y que nunca abandonaré. El Rock.

3 comentarios en “La Noche del Rey

  1. El gran Elvis. El rey.

    Personalmente tengo un guerra interna con él. Esa guerra viene precedida por mi pasión por Chuck Berry. Estoy en fase de adaptación, como cuando tuve que comprender que no podía decantarme entre los Beatles y los Rolling.

    Al final, diga lo que diga yo, el rey es el rey y su corona es inamovible.

    • En mi opinión, Chuck Berry y Elvis son complementarios, no pasa lo mismo con Beatles y Stones. Elvis es un divo, Chuck es más rebelde, más golfo, se sabe más limitado en todos los aspectos pero saca muchísimo más partido en proporción, aunque no tiene tanto carisma como Elvis, en cualquier caso sino rey es Virrey.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s