Las Uñas Industriales de Trent Reznor


Nine Inch Nails. Banda norteamericana fundada en 1988 en Cleveland, Ohio por el ideólogo, cantante, compositor, productor e instrumentista Trent Reznor, el único miembro oficial del grupo en estudio, aunque en directo han pasado muchos músicos de apoyo por sus filas, quienes ejecutan lo que Reznor idea en el estudio, tales como Alessandro Cortini, Jerome Dilton, Robin Finck o Charlie Clouser.
NIN, en su modo abreviado, representan el máximo exponente de la llamada música industrial (ideológicamente asociada al punk pero más compleja y diversa, con una marcada angustia vital en sus composiciones y en sus actuaciones efectistas y sórdidas en directo), representando fielmente el carácter artístico de Reznor, un gran admirador de Gary Numan y de la banda precursora del movimiento industrial a mitades de los setenta, The Throbbing Gristle, siendo sus coetáneos Ministry, además de beber de fuentes literarias como William S. Burroughs y filosóficas como Friedrich Nietschze.
En 1989 ya empiezan a asombrar al mundo con su primer LP Pretty Hate Machine, también conocido como Halo 02, con singles tan impactantes y transgresores como la famosa Head Like A Hole, Down In It, Terrible Lie o Sin, obras en las que se funden guitarras afiladas con elementos sintetizadores, muy al estilo Kraftwerk aunque mas similar a Rammstein, aunque en este trabajo aún se ven la influencia del Synthpop sobre Reznor.
El EP Broken (1992), compuesto de seis canciones, resulta mucho más explosivo a nivel densidad de guitarras y efectos de percusión, con temas tan diletantes e impactantes como Happiness in Slavery o la increíble Wish.
Es con su segundo disco largo, The Downward Spiral (1994) cuando aniñe Inch Nails alcanzan su culmen creativo con una obra nihilista y conceptual en la que sus máximos exponente son las joyas The March Of The Pigs, Closer o mi favorita Hurt ( de la cual hizo un fabuloso cover Johnny Cash), En este álbum, tanto David Bowie, colaborando con Reznor en varios temas, como el Asesinato de Sharon Tate a manos dl siniestro Charles Manson, forman parte de una temática sórdida y macabra. Ha sido , es y será el mejor trabajo de Nine Inch Nails.
Se tuvo que esperar cinco años para la publicación de su cuarto álbum, The Fragile (1999), donde presentan formato de disco doble y supone un cambio de sonido con muchas capas, ambiente ruidoso y guitarras heavy metal, con temáticas de cosas cayendo, menos agresivo y depresivo que su predecesor, conteniendo temas como The Day The World Went Away, We’re In This Together, Into The Void o Starfuckers Inc.
Tras seis años en el dique seco por continuos abusos con drogas y alcohol, Reznor pública With Teeth (2005), con The Hand That Feeds y Only, al que le sigue Year Zero (2007) y el curioso Ghosts I-IV (2008) un instrumental de 36 temas absolutamente bizarros, y a continuación el mismo año pública The Slip (2008), su último trabajo relevante antes de decirse a experimentar con largometrajes, grabaciones por internet o conciertos en vivo.
NIN, el vehículo de Reznor, un monstruo creativo muy original y precursor de un estilo que le tiene como máximo exponente y al que le debe su relevancia . Larga vida industrial.
You Could Have It All…My Empire of Dirt…I Will Let You Down, I William Make You Hurt…

El Círculo Perfecto

A Perfect Circle. Banda norteamericana formada en 1999 por el cantante, letrista, ex fundador y alma mater de Tool , Maynard James Keenan y el guitarrista Billy Howerdel, también ex Tool y Ashes Divide, que contaron a lo largo de estos años con gente tan importante como los guitarristas James Iha ( ex Smashing Pumpkins), Troy Van Leeuwen (ahora en QOTSA), la sorprendente bajista Paz Lenchantin (Zwan) o el batería de Primus Tim Alexander. Con este elenco, difícilmente pueden sonar mal, más si tenemos en cuenta quién esta detrás de esto, un auténtico genio del metal industrial, alternativo y progresivo de los años noventa que nos estremeció con su banda-vehículo Tool en sesiones de prog metal alucinantes y conciertos elefantiacos. Con A Perfect circle, Maynard busca un rock más visceral, menos enrevesado, más entroncado con el grunge, con el rock alternativo de Seattle y California. Para las rarezas se ha buscado otro grupo, Puscifer, con el que hace de las suyas pero bien. En realidad no sabemos a ciencia cierta hoy por hoy si A Perfect Circle se ha separado o no, ya que llevan desde 2004 sin editar nada, aunque con Maynard nunca se sabe… Hasta la fecha han editado tres álbumes: el primero, Mer de Noms (2000), soberbio, evocador, redondo, muy influyente en otras bandas y con canciones que Billy Howerdel confeccionó durante sus años de técnico de sonido para cuando tuviera la oportunidad de grabarlas, como así fue con Judith ( en honor de la madre de Keenan), 3 Libras, Breña, The Hollow o la fabulosa Orestes. Fue todo un éxito, y además en cuanto a marketing consiguieron vender unas cuantas camisetas con su logo-símbolo, uno de los mejores que he visto nunca. Su segundo LP, Thirteenth Step (2003), más logrado aún, más explosivo, más intrincado, nos deja su obra maestra The Outsider, un pedazo de canción que los define al grupo, The Noose , o Weak and Powerless. Un año más tarde Keenan y Howerdel se embarcan en un álbum de Covers, eMOTIVe (2004), que para mí, sin desmerecer en absoluto sus composiciones propias, es su mejor trabajo con versiones apoteósicas como What’s Going On de Marvin Gaye, Freedom of Choice de Devo, When the Levee Breaks de Led Zeppelin o la mejor versión que jamás he escuchado, la reinterpretación que A Perfect Circle hace del Imagine de John Lennon, una joya absoluta, que nos recuerda el destello de lo que una vez fue el Rock and Roll: intensidad, sensibilidad, potencia. Todo eso lo encontramos en A Perfect Circle. La pregunta es: ¿seguiremos escuchándolos? Espero que sí…

Disconnect and Self Destruct One Bullet at a Time…?

Ciudades del Rock #11: Estocolmo


Estocolmo. Stockholm. La ciudad de las mil islas, a orillas del lago Mälaren, llamada La Venecia del Norte. La capital sueca, con casi un millón y medio de habitantes es desde su fundación un importantísimo centro comercial, naval, económico, industrial y lúdico que la ha convertido en una referencia mundial en cuanto a belleza (aparte de sus famosas habitantes), su arquitectura colorida y preciosista aunque sobria, su bagaje cultural (con el ayuntamiento, famoso por ser sede de la entrega de los premios Nobel, por el barrio de Söndermalm, cuna de Ingrid Bergman y Greta Garbo), su modelo a protección del medio ambiente, posibilitando la pesca del salmón junto al parlamento, o su fabulosa Fiesta del agua en agosto, donde todos los suecos se lanzan a la calle en una explosión de color.
En cuanto a la música, Suecia tiene un bagaje muy importante, puesto que se ha fomentado siempre en colegios y universidades, lo que ha dado como resultado una eclosión de artistas muy importante. En este Post no sólo hablaremos de músicos holmienses, sino que ampliaremos el radio a toda Suecia, pues todos de una manera u otra pasaron por Estocolmo como parte de su formación artística.
En los años sesenta caló mucho en el país escandinavo el pop Beatles y sus variantes, saliendo grupos locales que los emulaban, hasta que empezaron a surgir bandas con identidad propia, practicando un pop muy conectado con elfolklore nórdico, tal es el caso de un grupo legendario como ABBA, precursores del pop bailable y eurovisivo (por cierto, Suecia es uno de los países que más certámenes de Eurovision ha ganado) y con millones de seguidores en todo el mundo. Otra banda conocida en los setenta por sus aires discotequeros fue Blue Swede (que versionearon el Ukashakauka). En los ochenta- noventa se produjo la eclosión del pop sueco con el dúo Roxette como estandartes, seguidos de cerca por los hermanos Neneh Cherry, Eagle Eye Cherry y Titiyo, la holmiense de origen etíope Emilia, los comercialísimos y discotequeros Ace Of Base, Army Of Lovers, Miike Snow, más recientemente Icona Pop, la euro ganadora Loreen, Little Dragon, Caramell, The Royal Concept, The Flower Kings o After Dark. En un escalafón más rock nos encontramos a los fabulosos Cardigans con la explosiva Nina Persson al frente, con Diamond Dogs, Fake, Tove Lo, el joven y prometedor dúo femenino First Aid KitAce Wilder, el ínclito Jay Jay Johansson o Peter Björn and John.
Con el rock por bandera y el garaje como refugio tenemos a varias bandas como Mando Diao, The Hives, The Sounds, Passenger o The Vectors, pero donde realmente hay una escena consolidada en Estocolmo es en el metal, con sus abanderados del nu Metal rapeado Clawfinger, Headplate, los Hard rock Eclipse y H.E.A.T., los famosísimos Heavy-moñas Europe, los grandes Hellacopters, los oscuros Treblinka, Therion y Opeth. Dentro del punk rock tenemos una escena también interesante con The Nomads, Satanic Surfers o Perkele.
Por todo ello, podemos decir que Estocolmo – y Suecia por extensión- no se reduce sólo a cuatro grupos pop sino que abarcan una extensa gama de sonidos y estilos que enriquecen más aún el bagaje cultural de este hermoso lugar.

El Poder del Metal Industrial Teutón


Rammstein. Sexteto formado en la antigua República Democrática Alemana (todos sus miembros nacieron entre Berlín, Leipzig y Schwerin) formado por Till Lindeman y Oliver Riedel junto a Richard Zven Kruspe, Christopher Schneider, Paul Landers y Flake Lorenz, representando la máxima expresión del rock alemán, el llamado Neue Deutsche Härte, mezcla de Rock Industrial y Heavy Metal. Ellos mismos denominan su estilo como Tanzmetal (metal de baile).
El origen de su nombre viene de la ciudad homónima donde hubo en 1988 un accidente aéreo del que se comenta pudo gestarse el germen de la protesta que derrocó el régimen comunista de la DDR y precipitó la caída del muro; de hecho, otro significado de Rammstein es piedra chocando, en alusión al derribo del Muro de Berlín.
En cuanto a su estilo, Rammstein bebe por un lado del rock industrial tipo Front 242, Laidbach o Ministry, pero también tiene reminiscencias de Die Toten Hosen y sobre todo de Kraftwerk en lo que a su toque electrónico se refiere. Sus temáticas son controvertidas, abordando desde el sadomasoquismo hasta la pederastia y encima se les ha acusado de profesar una ideología neonazi, cosa que han desmentido por activa y pasiva. Donde destacan es en sus conciertos llenos de sonido, imágenes y efectos pirotécnicos que los han consagrado como uno de los más brillantes grupos en directo.
En cuanto a su discografía, excelente con discos como Sehnsucht, Reise Reise o Rosenrot, despliega multitud de matices y sonidos y una evolución musical fantástica.
Para mi sus mejores canciones de peor a mejor son estas: Reise Reise, Ich Tu Dir Weh, Feuer Frei, Sonne, Keine Lust, Mein Teil, Ich Will, Amerika, Engel y su pedazo de himno Du Hast, el cual ha tenido un éxito mundial irrefrenable.
Rammstein, el rock bizarro, particular, transgresor y arrebatador que llegó de la antigua Alemania del Este.
Du.. Du Hast… Du Hast Mich…!

Disfruta del silencio

Pero después de oir este pedazo de himno a caballo entre los 80 y los 90.
Y es que Depeche Mode representan la innovación y la modernidad del techno pop de esa época, elegantes, contundentes y coherentes como nadie.
Liderados por el carismático vocalista David Gahan y el rubio Martin Gore, los británicos nos dieron y nos siguen dando inagotables momentos de gloria .

En mi opinión su mejor disco, Violator,  está plagado de temazos como este himno generacional o  Policy of Truth y el versionadísimo Personal Jesus (me encanta la de Johnny Cash), adalid del modernismo de esta gran banda.

Anteriormente en los ochenta nos enseñaron su cara industrial con su joya Everything Counts, y el hit techno Just Can’t Get Enough. Ya en este siglo tenemos innumerables momentazos como I Feel You, más encaminados a las nuevas tendencias musicales.

Son un grupo especial, con personalidad arrolladora e inimitable. Ayer mi hermana los estuvo viendo en Madrid y me dice que fue una experiencia como nunca antes…y eso que los ha visto tres veces!
All i ever wanted…!

El hombre del espacio que vino de las Midlands

Concretamente de Wolverhampton (sitio donde tuve el honor de cursar mi Erasmus).
Porque Jasbinder Singh Mann, más conocido como Jas Mann , fundador, alma mater y único componente de Babylon Zoo, pertenece a la extensa comunidad paquistaní de la ciudad .
Por ello y por su música original, a caballo entre el dance,techno y el brit rock indie de los noventa, se merecía un hueco en nuestra lista.Podrá parecer algo trasnochada ahora, quizás porque se ha sampleado hasta la saciedad por numerosos Djs pero la verdad es que en mi opinión tiene su gracia y su estilo. Eso sí, no conozco más que esta canción suya….

¿Soy un chico o soy una chica?


Esta fue la presentación en olor de multitudes de Placebo como teloneros de U2 en el Calderón en 1997.
Eran solo tres ahí arriba y partieron la pana. Pero bien.  Mejores teloneros no me he vuelto a encontrar.
Y es que este dúo (ahora) de raros raros que son Brian Molko y Stefan Olsdal  (reencontrados tras ser compañeros en el cole y años sin verse en una parada del metro de Londres), imprimen su sello personal a todo lo que hacen, evolucionando disco a disco  (Black Market Music es una joya),y siendo siempre ellos mismos: los raros de Victoria Station.

Nunca dejan indiferentes.

El Rock Industrial del Zombie Blanco

Robert Bartleh Cummings, más conocido como Rob Zombie, es toda una eminencia de la subcultura underground en los Estados Unidos y más allá,como escritor ,director de pelis de serie B, y sobre todo, por su faceta de músico. Ya sea en solitario o con su grupo White Zombie,su trabajo se caracteriza por su eclecticismo,siempre en la línea underground,mezclando influencias metal,grunge,sampleando guitarras y distorsionando voces,usando el rap y en ocasiones acercándose al tecno, pero siempre con ese barniz gore, sangriento, apocalíptico de las series y películas de culto o serie B norteamericanas de los años cincuenta y sesenta. Si a todo ello le añadimos un toque rastafari, tenemos algo tan estrambótico como eficaz.

En los noventa arrasó sobre todo en el mercado asiático. Luego se fue diluyendo…