El sonido de la inspiración

Palabras mayores. Pink Floyd. Posiblemente el grupo con más personalidad, mas innovador y transgresor, más influyente y a la vez más distinto que alguna vez diera la música.
Psicodelia, rock alternativo, progresivo, sinfónico, ópera rock, rock conceptual, todas estas etiquetas son válidas para este mito viviente, y todas siempre evocan lo mismo: cuatro genios británicos que cambiaron para siempre la música. Bueno cuatro no, cinco.

Porque Syd Barrett, su alma mater primigenio, fue el alma y corazón de la banda en los sesenta, prolífico y polifacético, hasta que la muerte cortó su fulgurante carrera.
Ya sin Barrett, Gilmour, Waters, Mason y Wright entraron en los setenta regalándonos uno de los momentos álgidos de la historia del rock: Dark Side of The Moon, para muchos el mejor album conceptual de la historia, con perlas como Money, Speak To me o Breathe
Le siguió mi favorito, Wish you Were Here, con esta su canción emblemática y otras no menos brillantes como Shine On You Crazy Diamond ;le seguiría el inefable Animals, adalid del rock progresivo y el LP más comercial del que s hizo un musical, la gran obra de Roger Waters,              The Wall.
Podríamos seguir horas y horas, pero al final nos quedaremos con las pinceladas de este grupo de leyenda que supo estremecer al mundo con su mensaje filosófico cuestionador de las verdades establecidas.
How I Wish You Were Here…!

Anuncios